Internet un aliado fiel

telefonosdesguacescom

Si accedes a http://www.telefonosdedesguaces.com encontrarás cientos de números de teléfono y de localizaciones de desguaces a los que recurrir en el caso de ser necesario. Si accedes a una página de las que vemos en la tele de buscadores de hoteles, miles de hoteles a los mejores precios para que tengas una oferta variada de lo que puedes encontrar.

Todo esto lo conseguimos gracias a internet, ese gran silencioso aliado que nos echa una mano siempre que lo necesitamos y sin pedir nada a cambio. Busques lo que busques lo podrás encontrar tecleando en tu teclado cuáles son tus necesidades, además como todos tenemos teléfonos inteligentes, no hace falta estar en casa delante del ordenador, lo tenemos en el bolsillo, incorporado, siempre atento para cuando lo necesitemos. Una ayuda inestimable que se ha vuelto imprescindible para todos nosotros. ¿Os habéis plantado en alguna ocasiones que se acabara internet? Pobres de nosotros, ¿Qué íbamos a hacer?

Es una pena tener que depender tanto de una herramienta que aunque sí que es cierto es muy útil, también es utilizada para dañar. Se usa para engañar y robar, se usa para obtener imágenes de menores de la manera más atroz, se usa con fines con ánimo de lucro cuando no se debería, se usa para pedir ayuda aun cuando no se necesita, tenemos todos en la memoria a este padre aprovechándose de la enfermedad de su hija para así y por medio de internet enriquecerse gracias a la comprensión y a la buena voluntad de muchos, también se puede hacer un repaso al individuo que decía tener cien canceres, que se lucraba de las ayudas de los demás y encima y para colmo se burlaba de alas personas que con toda su buena fe colaboraban con lo que podían para sacarlo de la enfermedad con la que conviva.

A veces pienso que viviríamos mejor sin internet, vivir un poquito más desconectados no nos va a matar, luego me doy cuenta de que la vida va a unas marchas impresionantes y que si no te subes al carro d las tecnologías te quedaras obsoleto y hundido en un sofá del que no podrás levantarte jamás. Vayamos con los tiempos, con la ciencia, con la tecnología, pero con prudencia, con principios y con respeto hacia los demás usuarios, utilicemos todo lo que tenemos al alcance de la mano de una manera eficaz y solo para ayudar.